Job 11

1Entonces respondió Zofar naamatita, y dijo: 2¿Quedará sin respuesta esa multitud de palabras, y será absuelto el que mucho habla? 3¿Harán tus jactancias callar a los hombres? ¿Harás escarnio sin que nadie te reprenda? 4Pues has dicho: “Mi enseñanza es pura, y soy inocente ante tus ojos.” 5Mas, ¡quién diera que Dios hablara, abriera sus labios contra ti 6y te declarara los secretos de la sabiduría!; porque la verdadera sabiduría tiene dos lados. Sabrías entonces que Dios olvida parte de tu iniquidad. 7¿Descubrirás tú las profundidades de Dios? ¿Descubrirás los límites del Todopoderoso? 8Altos son como los cielos; ¿qué harás tú? Más profundos son que el Seol; ¿qué puedes tú saber? 9Más extensa que la tierra es su dimensión, y más ancha que el mar. 10Si El pasa, o encierra, o convoca una asamblea, ¿quién podrá estorbarle? 11Porque El conoce a los hombres falsos, y ve la iniquidad sin investigar. 12Y el hombre tonto se hará inteligente cuando el pollino de un asno montés nazca hombre. 13Si diriges bien tu corazón y extiendes a El tu mano, 14si en tu mano hay iniquidad y la alejas de ti y no permites que la maldad more en tus tiendas, 15entonces, ciertamente levantarás tu rostro sin mancha, estarás firme y no temerás. 16Porque olvidarás tu aflicción, como aguas que han pasado la recordarás. 17Tu vida será más radiante que el mediodía, y hasta la oscuridad será como la mañana. 18Entonces confiarás, porque hay esperanza, mirarás alrededor y te acostarás seguro. 19Descansarás y nadie te atemorizará, y muchos procurarán tu favor. 20Pero los ojos de los malvados languidecerán, y no habrá escape para ellos; su esperanza es dar su último suspiro.

will be added

X\