Apocalipsis 17

1Se acercó entonces a mí uno de los ángeles que tenían las siete copas y me dijo: –¡Ven! Te mostraré la sentencia que voy a pronunciar sobre la gran prostituta, la que está sentada sobre aguas caudalosas, 2con la que adulteraron los reyes de la tierra emborrachándose con el vino de su lujuria. 3Me llevó en espíritu a un desierto y vi a una mujer sentada sobre una bestia color escarlata. Tenía la bestia siete cabezas y diez cuernos y estaba llena de títulos blasfemos. 4La mujer iba vestida de rojo escarlata, y estaba adornada de oro, piedras preciosas y perlas. En su mano tenía una copa de oro llena de abominaciones y del sucio fruto de su lujuria. 5Y escrito en su frente un nombre misterioso: «Babilonia, la orgullosa, la madre de todas las prostitutas y de todas las abominaciones de la tierra». 6Y vi cómo la mujer se emborrachaba con la sangre de los creyentes y de los mártires por amor de Jesús. Quedé profundamente asombrado al verla, 7y el ángel me dijo: –¿De qué te asombras? Te explicaré el misterio de la mujer y de la bestia de siete cabezas y diez cuernos sobre la que está montada. 8La bestia que has visto era, pero ya no es; va a surgir del abismo, pero va hacia la perdición. Los habitantes de la tierra cuyos nombres no están escritos desde la misma creación del mundo en el libro de la vida, quedarán asombrados al ver reaparecer a la bestia que era, pero ya no es. 9¡Use la inteligencia el que sea sabio! Las siete cabezas son siete montañas sobre las que está sentada la mujer. Y son siete reyes, 10de los que cinco ya perecieron, uno existe todavía, el otro aún no ha llegado, pero cuando llegue durará poco. 11En cuanto a la bestia que era, pero ya no es, aunque es el octavo rey, forma parte de los siete y va hacia la perdición. 12Los diez cuernos que has visto son diez reyes que aún no han recibido reino, pero que como si fueran reyes compartirán el poder con la bestia durante muy poco tiempo. 13Tienen un solo pensamiento: dar a la bestia su fuerza y su poder. 14Harán la guerra al Cordero, pero el Cordero los vencerá, porque es Rey de reyes y Señor de señores; y con él vencerán también los llamados, los elegidos y los creyentes. 15Y el ángel añadió: –Las aguas que has visto, sobre las que está sentada la prostituta, son pueblos, muchedumbres, razas y lenguas. 16Pero los diez cuernos que has visto –y la misma bestia– traicionarán a la prostituta, la despojarán, la dejarán desnuda, comerán sus carnes y la arrojarán al fuego. 17Porque Dios se ha servido de ellos para ejecutar sus proyectos, haciendo que se pongan de acuerdo para entregar a la bestia su reino, en espera de que se cumplan las palabras de Dios. 18Y la mujer que has visto es la gran ciudad, la que domina sobre los reyes de la tierra.

will be added

X\