Salmos 6

1Al maestro de coro; con arpas; en octava. Salmo de David. 2Señor, no me castigues enojado, no me corrijas enfurecido. 3Piedad de mí, Señor, que desfallezco, sáname, porque tengo los huesos triturados. 4Me encuentro totalmente desalentado. Señor, ¿hasta cuándo? 5Fíjate en mí, Señor, y líbrame, que tu amor me ponga a salvo, 6pues los muertos ya no se acuerdan de ti, y en el abismo, ¿quién te alabará? 7Estoy agotado de tanto gemir, baño en llanto mi cama cada noche, inundo de lágrimas mi lecho; 8mis ojos se consumen de pena, envejecen de tantas angustias. 9¡Apártense de mí, malhechores, que el Señor ha escuchado mis lamentos! 10El Señor escuchó mi súplica, el Señor aceptó mi oración. 11¡Todos mis enemigos, confundidos y aterrados, retrocederán en seguida derrotados!

will be added

X\