Salmos 112

1(CAP. 111) ¡Aleluya! Dichoso el que respeta al Señor, y se complace en sus mandamientos. 2Su descendencia será poderosa en la tierra, la raza de los hombres buenos será bendecida. 3Abundarán las riquezas en su casa, su rectitud permanece para siempre. 4Como luz para los buenos brilla en la oscuridad el que es compasivo, misericordioso y recto. 5Dichoso el hombre que se apiada y presta, y administra con honradez sus asuntos: 6el hombre recto jamás sucumbirá y su recuerdo permanecerá por siempre; 7no tiene miedo a las malas noticias, confía en el Señor y se siente seguro; 8su corazón está sereno, no tiene miedo, y triunfará sobre sus adversarios. 9Da sin medida al necesitado, su rectitud permanece para siempre, y mantiene con dignidad su frente en alto. 10Al verlo, el malvado se enfurece, se consume rechinando los dientes; pero los deseos de los malvados fracasarán.

will be added

X\