Levítico 9

1Al octavo día Moisés llamó a Aarón, a sus hijos y a los ancianos de Israel, 2y dijo a Aarón: –Toma un ternero para el sacrificio de expiación y un carnero para el holocausto, ambos sin defecto, y ofrécelos en presencia del Señor. 3Luego dirás a los israelitas: Tomen un macho cabrío para el sacrificio de expiación, y un becerro y un cordero, que sean de un año y sin defecto, para el holocausto; 4tomen también un toro y un carnero para el sacrificio de comunión, y degüéllenlos en presencia del Señor; y tomen una ofrenda amasada con aceite, porque el Señor quiere mostrarse hoy a ustedes. 5Trajeron ante la tienda del encuentro todo lo que había prescrito Moisés, y toda la comunidad se acercó y se colocó en presencia del Señor. 6Entonces Moisés les dijo: –Esto es lo que el Señor ha mandado; háganlo, para que les muestre su gloria. 7Después dijo a Aarón: –Acércate al altar, ofrece tu sacrificio de expiación, tu holocausto, y haz la expiación por ti y por tu familia; presenta la ofrenda del pueblo y haz la expiación por él según lo ha mandado el Señor. 8Aarón se acercó al altar e inmoló el becerro del sacrificio de expiación por sí mismo. 9Sus hijos le presentaron la sangre, y él, mojando su dedo, untó con ella las esquinas que sobresalen del altar y derramó el resto al pie del mismo. 10Quemó luego sobre el altar la grasa de la víctima de expiación, los riñones y la grasa que está junto al hígado, como el Señor había ordenado a Moisés; 11la carne y la piel las quemó fuera del campamento. 12Después inmoló la víctima del holocausto; sus hijos le presentaron la sangre, y él roció con ella el altar por todos los lados. 13Le acercaron, ya descuartizada, la víctima del holocausto, junto con la cabeza, y él lo quemó sobre el altar. 14Lavó las entrañas y las patas, y las quemó en el altar encima del holocausto. 15Presentó luego la ofrenda del pueblo. Tomó el macho cabrío del sacrificio de expiación por el pueblo y lo inmoló como víctima expiatoria, igual que había hecho con el novillo. 16Ofreció el holocausto según el rito establecido. 17Presentó también la ofrenda quemando un poco de la mejor harina sobre el altar, además del holocausto de la mañana. 18Finalmente inmoló el toro y el carnero del sacrificio de comunión ofrecido por el pueblo. Sus hijos le presentaron la sangre, y él roció con ella el altar por todos los lados. 19La grasa del toro y del carnero, la cola, la grasa que recubre las entrañas, los riñones y la que está junto al hígado; 20pusieron todo sobre el pecho de los animales sacrificados y Aarón lo quemó encima del altar. 21Con el pecho y la pierna derecha hizo el rito del balanceo en presencia del Señor, como había mandado Moisés. 22Aarón, alzando las manos sobre el pueblo, lo bendijo y, después de ofrecer el sacrificio de expiación, el holocausto y el sacrificio de comunión, bajó del altar. 23Moisés y Aarón entraron en la tienda del encuentro y al salir bendijeron al pueblo. La gloria del Señor se mostró entonces a todo el pueblo. 24Salió fuego de la presencia del Señor, y consumió el holocausto y la grasa sobre el altar. Al verlo, todo el pueblo lanzó gritos de alegría y se postró en adoración.

will be added

X\