Josué 3

1Josué se levantó de madrugada, partió de Setín con todos los israelitas, llegaron hasta el Jordán y pasaron allí la noche antes de atravesarlo. 2Al cabo de tres días, los jefes recorrieron el campamento, 3y dieron al pueblo la siguiente orden: –Cuando vean que los sacerdotes levitas se disponen a llevar el arca de la alianza del Señor su Dios, pónganse en camino y síganla. 4Pero habrá una distancia de mil metros entre el arca y ustedes; no se acercarán a ella. Así podrán ver el camino que deben seguir, puesto que nunca antes han pasado por él. 5Josué dijo al pueblo: –Purifíquense, porque mañana hará el Señor prodigios ante ustedes. 6Y a los sacerdotes: –Tomen el arca de la alianza y vayan delante del pueblo. Ellos tomaron el arca de la alianza y fueron delante del pueblo. 7El Señor dijo a Josué: –Hoy voy a comenzar a engrandecerte a ante todo Israel, para que sepan que estaré contigo como estuve con Moisés. 8Darás esta orden a los sacerdotes que llevan el arca de la alianza: «Cuando lleguen a la orilla del Jordán se detendrán». 9Y Josué dijo a los israelitas: –Acérquense y escuchen las palabras del Señor su Dios. 10Y añadió: –Esta es la señal de que el Dios vivo está en medio de ustedes, y de que expulsará ante ustedes a los cananeos, hititas, jeveos, pereceos, guergueseos, amorreos y jebuseos: 11el arca de la alianza del dueño de toda la tierra va a atravesar delante de ustedes el Jordán. 12Así pues, elijan doce hombres de entre las tribus de Israel, uno por tribu. 13En cuanto los sacerdotes que llevan el arca del Señor, dueño de toda la tierra, pisen las aguas del Jordán, éstas quedarán cortadas, y las que bajan de arriba se detendrán formando un muro. 14Cuando el pueblo levantó el campamento para cruzar el Jordán, los sacerdotes llevaban el arca de la alianza delante del pueblo. 15Y en cuanto éstos llegaron al Jordán y metieron sus pies en el agua (el Jordán se desborda por sus orillas en el tiempo de la cosecha), 16las aguas que venían de arriba se detuvieron formando un embalse que llegaba muy arriba, hasta Adán, la ciudad que está cerca de Sartán, y las que bajaban al mar de Arabá, el mar Muerto, quedaron separadas de las otras mientras el pueblo pasaba a la altura de Jericó. 17Los sacerdotes que llevaban el arca de la alianza del Señor permanecieron en medio del Jordán como en tierra seca, mientras todo Israel atravesaba por el cauce seco, hasta que pasó todo el pueblo.

will be added

X\