Job 1:5

5Al terminar cada uno de estos turnos, Job los hacía venir para purificarlos. Con este fin se levantaba de madrugada y ofrecía un holocausto por cada uno de ellos, pues pensaba: «No sea que mis hijos hayan pecado y maldecido a Dios en su corazón». Esto lo hacía Job cada vez.

Share this Verse:

FREE!

One App.
859 Languages.

Learn More