Jeremías 45

1Palabra que el profeta Jeremías comunicó a Baruc, hijo de Nerías, en el año cuarto de Joaquín, hijo de Josías, rey de Judá, cuando Baruc escribió en un libro las palabras que Jeremías le dictaba: 2–Así dice el Señor, Dios de Israel, respecto de ti, Baruc: 3Tú dices: «Ay de mí, que el Señor añade angustia a mi dolor; estoy agotado de gemir y no encuentro descanso». 4Pues esto te dice el Señor: Lo que yo había edificado, lo destruyo; lo que yo había plantado, lo arranco –se trata de toda la tierra–. 5¡Y tú pides para ti cosas extraordinarias! No las pidas, porque hago venir la desgracia sobre todo viviente, oráculo del Señor. Pero a ti te concedo conservar la vida como recompensa dondequiera que vayas.

will be added

X\