Éxodo 22

1Si un ladrón es sorprendido de noche entrando a robar y lo matan de un golpe, no se culpará a nadie de su muerte; 2pero si el sol había salido ya, su muerte podrá ser vengada. El ladrón debe devolver todo y, si no tiene con qué, él mismo será vendido para devolver lo que robó; 3pero si se encuentra en su poder vivo todavía lo que robó, sea buey, burro u oveja, pagará el doble. 4Si uno causa daño en el campo o la viña de otro dejando pastar en ellos su ganado, compensará el daño con lo mejor de su propio campo o de su viña. 5Si se declara un incendio y, al propagarse por la maleza, destruye el grano, sea en gavillas o todavía sin segar, o bien destruye todo el campo, el que causó el fuego pagará lo quemado. 6Si uno deja a otro en custodia dinero o utensilios y éstos son robados de su casa, cuando se encuentre al ladrón, devolverá el doble. 7Pero si no lo encuentran, el dueño de la casa se presentará ante Dios y jurará que no se ha apropiado de los bienes del otro. 8En los casos en los que uno reclame a otro como suyo un buey, un burro, una oveja, un vestido, o cualquier otro objeto desaparecido que su propietario pueda identificar, se presentará ante Dios el pleito, y aquel a quien Dios condene devolverá el doble a su prójimo. 9Si uno deja a otro en custodia un burro, un buey, una oveja o cualquier otro animal, y se le muere, se daña o es robado sin que nadie lo vea, 10entonces el pleito se decidirá jurando ante el Señor que no se ha apropiado de los bienes del otro; el dueño del animal aceptará el juramento, y no habrá nada que pagar. 11Pero si el animal ha sido robado estando él presente, se lo pagará a su dueño. 12Si el animal ha sido despedazado por alguna fiera, lo presentará para que se vea, pero no pagará nada por él. 13Si uno pide prestado un animal a otro y se daña o muere en ausencia del dueño, deberá pagarlo. 14Pero si su dueño está presente, no lo pagará. Si se trataba de un animal alquilado, pagará el precio del alquiler. 15Si uno seduce a una joven virgen que no está prometida en matrimonio y se acuesta con ella, pagará su dote y la tomará por esposa. 16Pero si su padre se niega terminantemente a dársela, pagará el dinero que suele darse como dote por una joven virgen. 17No dejes con vida a las hechiceras. 18Quien tenga relación sexual con un animal, será castigado con la muerte. 19El que ofrezca sacrificios a otros dioses distintos del Señor, será exterminado. 20No explotarás ni maltratarás al extranjero, porque ustedes también fueron extranjeros en Egipto. 21No oprimirás a la viuda y al huérfano; 22si los oprimes, clamarán a mí y yo ciertamente escucharé su clamor; 23se despertará mi enojo y haré que ustedes mueran a espada; entonces tus mujeres quedarán también viudas, y huérfanos tus hijos. 24Si prestas dinero a alguno de mi pueblo, a un pobre vecino tuyo, no te portes con él como un usurero, exigiéndole intereses. 25Si tomas en prenda el manto de tu prójimo, se lo devolverás antes de la puesta del sol, 26porque es lo único que tiene para cubrir su cuerpo. Si no, ¿con qué va a dormir? Si recurre a mí, yo lo escucharé, porque soy misericordioso. 27No blasfemes contra Dios, ni maldigas al jefe de tu pueblo. 28No te retrases en traerme los primeros frutos de tu grano y de tu viña. Me entregarás los primogénitos de tus hijos, 29y lo mismo harás con los primogénitos de tus vacas y ovejas: siete días permanecerán con su madre, y al octavo me los entregarás. 30Ustedes serán para mí un pueblo santo. No coman carne de animal despedazado en el campo; echénsela a los perros.

will be added

X\