2 Crónicas 11

1Cuando llegó a Jerusalén, Roboán reunió a ciento ochenta mil guerreros, elegidos de entre las tribus de Judá y Benjamín para luchar contra Israel y devolver el reino a Roboán. 2Pero el Señor habló así al profeta Semeyas: 3–Di a Roboán, hijo de Salomón, rey de Judá, y a todo el pueblo de Israel que vive en Judá y Benjamín: 4Esto dice el Señor: «No vayan a luchar contra sus hermanos. Regresen a sus casas, pues todo esto ha sucedido por disposición mía». Ellos obedecieron la palabra del Señor y renunciaron a luchar contra Jeroboán. 5Roboán se estableció en Jerusalén y reconstruyó las ciudades fuertes de Judá: 6Belén, Etán, Tecoa, 7Betsur, Soco, Adulán, 8Gat, Maresá, Ziv, 9Adoraín, Laquis, Azeca, 10Sorá, Ayalón y Hebrón; todas en el territorio de Judá y Benjamín. 11Reforzó sus defensas, puso al frente de ellas gobernadores, y las dotó de almacenes de víveres, aceite y vino, 12así como de escudos y lanzas en abundancia. Las convirtió en fortalezas, y de esta manera pudo mantener el control sobre Judá y Benjamín. 13Los sacerdotes y levitas dispersos por Israel dejaban su territorio para establecerse junto a él. 14Abandonaban posesiones y heredades para venirse a Judá y a Jerusalén, porque Jeroboán y sus hijos los habían excluido del sacerdocio del Señor. 15Jeroboán había instituido su propio sacerdocio para los lugares de culto en los que había fabricado imágenes de chivos y de becerros. 16Siguiendo el ejemplo de sacerdotes y levitas, gente de todas las tribus de Israel que querían ser fieles al Señor, Dios de Israel, se trasladaron también a Jerusalén para seguir ofreciendo sacrificios al Señor, Dios de sus antepasados. 17Con ello salió fortalecido el reino de Judá y durante tres años apoyaron a Roboán, hijo de Salomón; los tres años que Roboán imitó el ejemplo de David y Salomón. 18Roboán se casó con Majalat, hija de Yerimot, hijo de David y de Abigail, hija de Eliab, y nieta de Jesé. 19De ella tuvo a Yeús, Semarías y Zaán. 20Después se casó con Maacá, hija de Absalón, que le dio a Abías, Atay, Zizá y Selomit. 21Maacá, hija de Absalón, era la preferida de Roboán sobre el resto de sus mujeres y concubinas. Sus mujeres fueron dieciocho y sesenta las concubinas; veintiocho sus hijos y sesenta sus hijas. 22Constituyó a Abías, hijo de Maacá, como cabeza y príncipe de todos sus hermanos, porque quería hacerlo rey. 23Tuvo la sagacidad de distribuir a sus hijos por todo el territorio de Judá y Benjamín; los instaló en ciudades fortificadas a las que dotó de abundantes provisiones, y les proporcionó muchas mujeres.

will be added

X\