1 Crónicas 26

1Esta es la distribución de los porteros coreítas: por los descendientes de Asaf, Meselemías, hijo de Coré. 2Los hijos de Meselemías fueron: el primogénito, Zacarías; el segundo, Yediael; el tercero, Zabadías; el cuarto, Yatniel; 3el quinto, Elán; el sexto, Juan; y el séptimo, Elyoenay. 4Los hijos de Obededón fueron: Semeyas, el primogénito; el segundo, Yozabad; el tercero, Yoaj; el cuarto, Sacar; el quinto, Natanael; 5el sexto, Amiel; el séptimo, Isacar; y el octavo, Peultay, pues Dios había bendecido a Obededón. 6Semeyas, su primogénito, tuvo hijos que llegaron a ser jefes de sus casas patriarcales, porque eran hombres valerosos. 7Fueron éstos: Otní, Rafael, Obed, Elzabad y sus hermanos, los valerosos Eliú y Samaquías. 8Los descendientes de Obededón con sus hijos y hermanos, todos valientes y diestros en su oficio, sumaban sesenta y dos. 9Los hijos y hermanos de Meselemías, hombres valientes, eran dieciocho. 10Josá, descendiente de Merarí, también tuvo hijos: Simrí fue el jefe por disposición de su padre, aunque no era el primogénito; lo seguían por orden: 11Jilquías, Tebalías, Zacarías; los hijos y hermanos de Josá eran trece. 12A los turnos de porteros, tanto a los jefes como a los demás, se les confió el servicio del templo del Señor. 13La vigilancia de cada una de las puertas se encomendó por sorteo a las distintas familias, sin distinción entre mayores y pequeños. 14La puerta oriental le tocó a Selemías; a su hijo Zacarías, sabio consejero, la del norte; 15a Obededón la del sur, mientras que sus hijos quedaban al cuidado de los almacenes del templo; 16a Sufín y a Josá la occidental junto con la puerta de Salequet, sobre el pasadizo superior. Los turnos de guardia eran proporcionales. 17Este era el orden diario: seis en la puerta oriental, cuatro en la del norte, cuatro en la del sur, cuatro en los almacenes, dos por turno; 18para el Parbar, al occidente, cuatro en el pasadizo y dos para el Parbar. 19Estos eran los turnos de porteros entre los descendientes de Coré y Merarí. 20El resto de los levitas tenía a su cargo los tesoros del templo de Dios y las ofrendas sagradas. 21Los hijos de Laedán, de ascendencia guersonita, tenían a los yejielitas como jefes de sus familias. 22Los yejielitas Zetán y su hermano Joel eran tesoreros del templo del Señor. 23En representación de los amramitas, jisearitas, hebronitas y uzielitas 24fue nombrado jefe de los tesoros Sebuel, descendiente de Guersón, hijo de Moisés. 25Descendientes suyos por parte de Eliezer en línea directa eran: Rejabías, Yesabías, Jorán, Zicrí y Selomit. 26Este y sus hermanos fueron nombrados superintendentes de todos los depósitos de objetos sagrados que David, los jefes de familia, los jefes de mil y de cien hombres y los oficiales del ejército habían consagrado al Señor. 27Eran objetos que provenían del botín de guerra y que ellos habían destinado al mantenimiento del templo del Señor. 28También estaban allí los objetos consagrados por Samuel, el vidente, por Saúl, hijo de Quis, por Abner, hijo de Ner y por Joab, hijo de Seruyá; todos estaban bajo la custodia de Selomit y sus hermanos. 29Entre los jisearitas, Quenayas y sus hijos se ocupaban de los asuntos civiles de Israel como escribanos y jueces. 30Entre los hebronitas, Josabías y sus familiares: mil setecientos en total, todos valientes, se ocupaban de todas las cosas referentes al Señor y al servicio del rey en todo el territorio israelita del lado de acá del Jordán. 31El jefe de los hebronitas era Yeriyá. Investigaciones llevadas a cabo en el año cuarenta de David sobre los descendientes de Hebrón, revelaron la existencia de hebronitas valientes, residentes en Yaezer de Galaad. 32El rey David nombró a dos mil setecientos de ellos, hombres valerosos y jefes de familia, como inspectores de los rubenitas, gaditas y de la media tribu de Manasés, en todos los asuntos referentes a Dios y al rey.

will be added

X\